Bronce para Thibault Magnin en el big air de los Mundiales Junior FIS de freeski


El joven freeskier español de 18 años del equipo de la RFEDI Thibault Magnin ha conseguido una gran 3ª plaza en los Campeonatos del Mundo FIS Audi quattro Winter Games que se disputan en la estación de Cardrona, Nueva Zelanda, tras una competición de big air en la que ha arriesgado al máximo.

Magnin ha demostrado que el freeski (esquí de freestyle) existe en España culminando una muy buena progresión deportiva con un podio que dará al equipo de la Real Federación Española Deportes de Invierno (RFEDI), compuesta también por Javier Lliso y Raul Garrido, alas para dar un salto de gigante en Copa del Mundo de la disciplina.

La competición de big air se ha desarrollado en el snowpark de la estación de Cardrona situada en la isla del sur de Nueva Zelanda. Es un lugar habitual de entrenamiento para los freestylers de medio mundo durante el invierno austral y esta temporada se están disputando los Campeonatos del Mundo FIS Audi quattro Winter Games NZ en lo que se considera la prueba que cierra el calendario 2017-2018.

El oro y la plata del big air han sido para dos norteamericanos: Mac Forehand y Ryan Stevenson que han sumado 185 y 184,20 puntos en sus dos mejores rondas. Magnin ha conseguido 180 puntos con una primera ronda de 88.20 y una increíble tercera ronda en la que ha saltado al límite arriesgando como nunca y los jueces le han dado 94 puntos que le han catapultado el podio.

El entrenador del equipo freeski RFEDI, Josep Gil, visiblemente emocionado ha comentado que “en la última ronda Thib sabía que debía arriesgar para subir al cajón, pero lo realmente increíble es que ha tirado un triple 16 por primera vez en su vida y lo ha ‘planchado’ a la perfección dejándonos a todos sin respiración”. Por su parte, el deportista ha explicado que este ha sido “uno de los días más especiales de mi vida ya que el nivel era altísimo así que he tenido que jugármela y ha salido bien así que ahora ya estoy pensando en la próxima prueba del mundial que será el slopestyle la próxima semana”.

En esta final han participado los 12 mejores esquiadores que consiguieron su pase en las clasificatorias del día 24 donde medio centenar de los mejores freeskiers junior de todo el mundo lucharon por esa docena de plazas finalistas.

El director deportivo RFEDI, Olmo Hernán, ha explicado que “Thibault es un 10 como deportista, sus entrenadores ya avisaban hace tiempo de su calidad. Ha tomado riesgos en su última ronda y le ha salido bien. Gran trabajo realizado y con un talento aún por desarrollar pero que apunta alto gracias a su compromiso y a un equipo técnico bien liderado”.

De cara al Slopestyle, el día 29 se realizan las clasificatorias y el 31 las finales, Gil ha explicado que “la ronda es más larga con módulos muy técnicos y de mucha altura, pero estamos seguros que le saldrán los switch de ambos lados que es lo que más puntúan los jueces actualmente y en el salto de la parte final tirará un triple que si la ronda le va bien será también en switch”.

La edición 2018 supone la segunda vez que los Mundiales Junior FIS de Freeski y Snowboard se disputan al sur del ecuador, después de que Otago (NZL) se presentara en 2010. Se disputan las disciplinas de big air, halfpipe, slopestyle, skicross, snowboard cross, slalom paralelo (SB) y gigante paralelo (SB). Este Mundial, además, forma parte del amplio programa Audi quattro Winter Games New Zealand 2018, todo el mundo preparado para que se dé el evento que se considera oficialmente el colofón final de la temporada 2017/18.

Participan 300 deportistas llegados al invierno austral desde todo el mundo con edades comprendidas entre los 14 y los 18 años (nacidos entre 2000 y 2004).